THE BEATLES. Capítulo 2 (1962-1963). Mundo, ¡los Beatles están aquí!. “Please please me”

ImagenDestrozados por lo de Stu, pero con una exitosa gira alemana a sus espaldas, volvieron a Liverpool. Brian Epstein, su recién estrenado manager, aprovechó su ausencia para planificar su asalto al éxito. Con conocimiento teatrales académicos, Epstein, era un joven empresario judio que estaba absolutamente fascinado por el grupo, en especial por John Lennon. Su carácter tímido (acrecentado por su homosexualidad), no le impidió pasar a la historia como uno de los managers más intuitivos de la historia del rock

Brian había pensado sobre cómo hacerlos famosos. Les mantuvo el peinado (le parecía original), les puso trajes (protestaron pero tragaron) y les prohibió hacer el animal en el escenario.

Con su nueva imagen y en Londres, acudieron a la audición con EMI que Brian les había conseguido y, esta vez sí, consiguieron un contrato. De momento sólo para un single. Su productor sería George Martin que había producido cosas de música clásica, y era el productor de los GOONS (grupo de humor liderado por…Peter Sellers).

Imagen

Cuando, en Junio de 1962,  llegaron a grabar, George Martin, intentando ganarse la confianza del grupo, dijo:

-“Quiero que seamos sinceros, así que, si algo no os gusta, lo decís” Imagen

Harrison, contestó: “Pues, para empezar…, no me gusta tu corbata”

George Martin disfrutó la broma y, en ese momento comenzó una relación que sería extremadamente fructuosa… Pero había algo que no le hacía tanta gracia., no le gustaba nada cómo tocaba Pete Best. Consideraba que no sonaba tan compacto como el resto. Tenemos que tener en cuenta que, en los primeros 60, aún se grababa en aparatos de dos pistas y prácticamente en directo…, repetían toma tras toma hasta conseguir la mejor posible. En esta situación, un grupo perfectamente conjuntado era más básico, si cabe, que hoy en día.

George Martin le dijo a Brian Epstein que no quería a Pete en el grupo. Brian les dijo al resto que buscaran otro batería. No obstante, antes de ocuparse del fichaje del nuevo batería, John tenía que resolver un asuntillo…, había dejado embarazada a Cynthia Powell, su novia. Para un muchacho norteño, no quedaba otra solución: el 23 de agosto de 1962, John y Cynthia se casaron en el Registro Civil de Mount Pleasant de Liverpool.

Resuelto el asunto, volvieron a ocuparse de la música. Tenían que encontrar un nuevo batería. Para Paul, John y George no supuso un problema, no estaban contentos con Pete ni en lo musical ni en lo personal. Pete nunca cuajó en el grupo, no salía con ellos y era muy callado. Entonces se acordaron de ese chico de Liverpool con el que pasaron buenos ratos en Hamburgo…¿cómo se llamaba?…

Ringo Starr

ImagenRichard Starkey (7-7-1940), también de Liverpool, había tocado con algunas bandas locales como Eddie Clayton y The Darktown Skiffle Group, aunque fue con Rory Storm & The Hurricanes, donde cambió su nombre por el de Ringo Starr (Ringo debido a los numerosos anillos que usaba, y Starr para anunciar su solo de batería como Starr Time), con los que alcanzó cierta reputación.

Ringo se hizo muy amigo de John, Paul y George en Hamburgo así que no le costó demasiado acudir a su llamada…pero cuando llegó a grabar, George Martin ya había contratado a un batería de estudio. Un frustrado Ringo se sentó en una esquina del estudio y cogió una pandereta… El resto se puso a tocar y, ahora sí, grabaron su primera canción: “Love me do“.

Los Beatles debutaban como una canción propia, firmada “Lennon-McCartney”. Paul y John acordaron firmar las canciones juntos pero no siempre era realmente así. Normalmente uno tenía la idea principal y el otro colaboraba en la terminación del tema. Discutieron el orden de los apellidos pero, como recuerda McCartney, “John era muy convincente cuando quería conseguir algo”.

Imagen

El 5 de octubre 1962 se edita “Love me do” (enlace), el primer single de los Beatles. Es una canción compuesta por Paul a finales de los 50, John colaboró en el puente pero la canción es básicamente McCartney. Originalmente la cantaba Lennon y Paul hacía coros, pero lo cambiaron para que John pudiera tocar la armónica y, a partir de entonces y ya que todos tenían buenas voces, crearon la norma de que cada uno cantara lo que compusiera. De esta forma, Paul se hace cargo de la voz y el bajo; John de la guitarra, harmónica y voces y George de la guitarra acústica y voces. La batería quedaría a cargo del músico de sesión  Andy White, relegando a Ringo a la pandereta. La cara B, “PS I Love you” (enlace), vuelve a ser un tema de Paul, escrito en Hamburgo, del que sorprenden sus aires latinoides. Ringo vuelve a quedar relegado ante Andy White, esta vez a las maracas.

El primer single de los Beatles, aunque no era gran cosa, consiguió un meritorio nº 27 en listas y este relativo éxito les permitió comenzar una gira por Escocia… Cogieron una furgoneta, metieron los instrumentos y se lanzaron a la carretera (aún no habían llegado los tiempos de jets privados). Esa gira fue un éxito… y también un vía crucis. Se comenta que, en una ocasión se rompió una luna de la furgoneta y, tuvieron que hacer turnos con una botella de Whisky durmiendo unos encima de los otros para darse calor…

Volvieron a Londres (por aquel entonces ya todos vivían allí) y se reencontraron con George Martin. Había llegado el momento de dar el golpe definitivo: había que grabar un nº 1. Martin había encargado a un compositor profesional que preparara una canción para que los Beatles pudieran subir a lo más alto de las listas. El compositor era Bill Murray, y la canción “How do you do it?“.

Los Beatles confiaban en George Martin y su experiencia, así que, desganados, grabaron la canción. Antes de seguir, os quiero recordar, que en la época, no era muy habitual que los grupos hicieran sus propias canciones. Normalmente hacían versiones de clásicos contemporáneos de rock o tocaban canciones que compositores profesionales les cedían.

John y Paul querían tocar su propio material. En la época de Hamburgo habían compuesto más de 100 canciones, pero, a excepción de la ya grabada “Love me do“, ninguna le hacía mucha gracia a George Martin. Cuando volvieron a sus casas, John y Paul decidieron que no iban a rendirse…, al día siguiente aparecieron con “Please please me“.

La aceleraron un poco (era muy lenta) y, tras ensayarla juntos, la grabaron. Cuando terminaron de tocar la que sería la toma definitiva, George Martin dijo:

-“Señores, acaban ustedes de grabar su primer nº1

Imagen

Please please me” (enlace) se editó el 11 de enero de 1963  y, en efecto, esta extraordinaria canción , fue su primer nº1 en listas británicas. Una composición de John que se encarga de la voz principal, quedando McCartney para la segunda y Harrison para el apoyo en los coros. Es la primera aparición de Ringo a la batería en un disco oficial del grupo. Gran canción: su dinámica, sus simples pero efectivas armonías, su irresistible pegada… Una canción histórica por lo que supuso y por su innegable calidad. POP con mayúsculas.

El single se acompañó con “Ask me why” (enlace) como cara B. De nuevo una composición de John aunque esta vez contó con cierta ayuda de Paul. Lennon vuelve a ser la voz principal

… y  ¿qué pasó con “How do you do it?”… George Martin tenía la canción y los Beatles no la querían (además, le habían demostrado que podían hacer su propio material)… Así que Martin se la dio a otro de “sus” grupos –Gerry and The Peacemakers-, la canción fue un gran éxito. Parece que el señor martin tenía buen ojo para los éxitos

Una vez alcanzado el nº1, John y Paul empiezan a sentir la presión de un compositor de éxito: la compañía quiere un nuevo single. Ambos aprovechaban cualquier momento para componer, de hecho, su próximo single vería la luz en la parte de atrás de una furgoneta durante un descanso en una gira;

Imagen

From me to you” (enlace), editada el 11 de abril de 1963, es uno de los mejores ejemplos de colaboración Lennon-McCartney. En estos primeros tiempos, solían ponerse uno en frente del otro, cada uno con una guitarra, y trabajaban juntos sobre una idea. En esta ocasión se inspiraron  en la sección de cartas del New Musical Express (From you to us). Canción compuesta al 50% por Paul y John y cantada por ambos,  es un ejemplo del instinto pop de  estos primeros Beatles, capaces de alcanzar dos números uno en apenas tres meses. “From me to you” estuvo dos meses en el número 1.

La cara B, “Thank you girl” (enlace) fue una canción “de trabajo” como las solía llamar John, “la hicimos en cinco minutos, no valía para single así que la dejamos como cara b”. Con todo, es una canción notable  -de nuevo compuesta al 50% por Lennon y McCartney-, aunque queda muy lejos de la brillantez de la cara A del single.

En los años 60, los éxitos se medían por la venta de singles, discos de dos canciones, una por cada cara, que funcionaban en los tocadiscos a 45 revoluciones por minuto. Por eso algunas de las canciones más emblemáticas de los primeros Beatles, como “Love me do” o “She loves you”, no parecen en sus Lp’s. No obstante, como veréis luego, los Beatles contribuyeron a que el LP fuese el formato principal de distribución de la música pop.

Los Beatles ya han demostrado que eran capaces de hacer singles de éxito, había llegado el momento de grabar un disco largo, un LP. La idea para el primer disco del grupo era intentar reproducir en estudio lo que la banda hacía en directo, de ahí, que, en un primer momento, se plantearan realizar la grabación en The Cavern, el local donde habitualmente tocaban en Liverpool.

Imagen

Desestimada la opción de The Cavern por temas acústicos, el lunes 11 de Febrero de 1963 y a las diez de la mañana, los Beatles entraron al Estudio 2 de los estudios Abbey Road que EMI tenía en Londres. “Off the Beatle Track”, que así se titularía el disco antes de que definitivamente se cambiara su titulo por “Please Please Me”, se grabó entero en UN DÍA, exactamente en 9 horas y 45 minutos. John a la guitarra y a la voz, Paul al bajo y a la voz, George a la guitarra y a la voz, y Ringo a la batería y a la voz, repitieron las canciones una y otra vez hasta conseguir un buen resultado. Lo único que la banda pidió fue una gran caja de pastillas para la tos y un par de paquetes de cigarrillos Meter Stuyvesant, iniciando una tradición que duraría años.

Todo se grabó en directo en un magnetófono de dos pistas. Esta forma de grabar hace que sea un disco muy fresco, quizás es el que mejor recoge como eran estos primeros Beatles. Es bastante movido y tiene los arreglos justos, no hay adornos. Según declara Norman Smith, técnico de la grabación ”mantuve un sonido muy seco, Odiaba todo aquel eco que entonces usaba todo el mundo. No aislé los micros de los cantantes del resto del grupo para conseguir una sensación de directo”

“PLEASE PLEASE ME”

Marzo de 1963

Imagen

CARA A

“I Saw Her Standing There” (McCartney-Lennon)
“Misery” (McCartney-Lennon)
“Anna” (Go To Him) (Alexander)
“Chains” (Goffin-King)
“Boys” (Dixon-Farell)
“Ask Me Why” (McCartney-Lennon)
“Please Please Me” (McCartney-Lennon)

CARA B

“Love Me Do” (McCartney-Lennon)
“PS I Love You” (McCartney-Lennon)
“Baby It’s You” (David-Williams -Bacharach)
“Do You Want To Know A Secret” (McCartney-Lennon)
“A Taste Of Honey” (Scott-Marlow)
“There’s A Place” (McCartney-Lennon)
“Twist And Shout” (Medley-Russell)

El LP estaba compuesto por siete temas propios y siete versiones. Siete temas propios era una barbaridad en la época y más aún en un disco de debut. Los discos europeos se componían de 7 canciones por cada cara del vinilo (los americanos eran de 5 ó 6), así que tendrían que añadir diez canciones más a las cuatro que ya tenían editadas como single.

Ya desde entonces, Paul comenzó a liderar a la banda en el estudio. John era el líder fuera del estudio, pero Paul, según Norman Smith. ”era quien mandaba, John colaboraba mucho, pero McCartney era el músico natural, enseguida entendió cómo funcionaba todo e intervenía mucho”.

“Please Please Me” es el único trabajo de toda la historia de la banda en el que John y Paul firman las canciones como McCartney-Lennon en lugar del Lennon-McCartney que pasaría  a la historia. En la foto de portada, el grupo se asoma desde las escaleras de las oficinas de EMI (foto tomada por Angus McBean), mirando desde arriba, desde la cima…, no se bajarían de allí en los próximos siete años…

El disco arranca con “I saw her standing there” (enlace). ¡Qué gran forma de empezar la leyenda!, este tema te atrapa desde el principio y, sobre todo en la época (1963), es una descarga brutal de adrenalina. Gran rock de Paul en el que John ayudó con la letra, especialmente con el primer verso; Paul escribió  “She was just seventeen, never been a beauty queen“, la única opinión que esto le mereció a Lennon es que “era una mierda“, y añadió “and you know what I mean“, no hace falta comentar la diferencia… Paul canta y John hace los coros mientras George realiza un fantástico e inusual solo de guitarra. Con “Misery” (enlace), John y Paul, quisieron componer un tema para Helen Shapiro, pero finalmente les gustó y se la quedaron. George Martin toca el piano.

Tras dos canciones propias, los Beatles atacan tres versiones. “Anna (Go to him)” (enlace) es un original de Arthur Alexander, que él mismo interpretó apenas un año antes y en el que John lleva la voz cantante y George y Paul responden a los coros. La fantástica “Chains” (enlace) de Carole King supone el debut de George al micrófono, con Paul y John los coros. La última de la tripleta de versiones es el “Boys” (enlace) de Dixon y, si la anterior supuso el debut vocal de George, este es el de Ringo. El tema original está intratado por The Shirelles y sorprende, desde la malpensante óptica actual, que no cambiaran la letra para adaptarla a un grupo masculino (y  heterosexual).

Tiempo para los temas correspondientes a los temas de su segundo y exitoso single. La cara B “Ask me why” (enlace) y la “supermelodía”, como la calificó George Martin, “Please please me” (enlace) sirven para cerrar la primera cara del disco.

Si la cara A terminó con los temas editados en su segundo single, la cara B abre con las canciones que conformaron su sencillo de debut: “Love me do” (enlace) y “PS I Love you” (enlace), si bien en el caso de la primera la regrabaron esta vez con Ringo a la batería.

El disco continua con la extraordinaria versión de la  fabulosa “Baby It’s You” (enlace) que compuso Burt Bacharach y popularizaron las Shirelles.Do you want to know a secret” (enlace), el siguiente tema, pone de nuevo a George al micrófono a pesar de ser una canción -muy buena, por cierto-  de Lennon. Paul toma el mando vocal con “A Taste Of Honey” (enlace), una versión correspondiente a la banda sonora de la película homónima.En este punto, el grupo ha demostrado su sorprendente eclecticismo musical, especialmente en la elección de las versiones.

Con “There’s A Place” (enlace) volvemos a un estilo más pop aunque, según el propio Lennon,  “fue un intento de hacer algo de negros, tipo Motown”. Y así llegamos al gran final que supone “Twist And Shout” (enlace) que, en contra de lo que mucha gente cree, no es una composición de John y Paul. Los autores son Medley y Rusell.  Tampoco es cierto que la versión original sea de los Isley Brothers (aunque fueron quienes la popularizaron), la original es de The Top notes en 1961. La canción era mucho más blanda en origen, los Beatles la endurecieron y John se quedó una semana sin voz después de grabarla. El estudioso de los Beatles Enrique Cabrera escribe ” tras haber estado grabando más de 10 horas, los Beatles aun tenían algo de tiempo así que decidieron grabar su habitual canción para acabar un concierto. Se hicieron DOS tomas de la canción, pero la buena fue la primera (como no podía ser de otra manera). John había estado tomando pastillas para la garganta todo el día, y cuando llegó al Twist and Shout sabía que su maltratada voz solo podría intentarlo una vez. El resultado, una voz rota y desgarrada a lo largo de la canción que movió los cimientos de la música moderna”.

Es un disco estupendo. Aún si no tuviéramos en cuenta que es un disco de debut -circunstancia que aumenta su mérito-, cabría destacar la calidad y frescura de las composiciones propias, la sorprendente selección de versiones y la excelente interpretación tanto a nivel vocal como instrumental durante todo el álbum.

El LP salió en Inglaterra el 22 de marzo de 1963 y alcanzó el nº 1, permaneciendo en ese puesto durante 30 semanas hasta el 7 de diciembre de 1963, fecha en la que fue sustituido en la primera posición por el segundo LP del grupo, “With The Beatles”. Fue la banda más joven en conseguir un número 1 en su debut. Empezamos con los récords

Tras conquistar su país de origen, George Martín quería editar el disco en USA. Quedaba pendiente, pues, la asignatura americana…

…pero Capitol Records (filial americana de EMI) rehusó le edición del disco por considerar que no tendría éxito fuera de Inglaterra. Finalmente el disco se editó con diferente tracklist (sin “Please please me” ni “Ask me why”) bajo el modesto sello Vee Jay Records con el título “Introducing The Beatles”…, ni siquiera entró en listas.

Texto: Guillermo Mittelbrunn. 20 de agosto de 2011

THE BEATLES. Capítulo 1. 1940-1961. Los Comienzos.

Paul McCartney y John Lennon

James Paul McCartney (18-6-42) y John Winston Lennon (9-10-40) se conocieron durante un concierto que The Quarrymen -banda que John lideraba en su adolescencia- ofrecieron durante la feria de Woolton. Paul tenía 15 años, John 17. Terminado el concierto, Paul acudió al escenario a saludar a John y felicitarle por la actuación. Allí había una guitarra y el joven McCartney se atrevió a tocar  Twenty Flight Rock(enlace), tema que apenas un año antes Eddie Cochran había llevado a lo más alto de las listas. John Lennon quedó impresionado y le ofreció ingresar en el grupo…¿las razones?, según declaró años después “sabía tocar la guitarra y se parecía a Elvis”.

De esta forma, junto a John Lennon (guitarra y voz), Rod Davis (banjo), Bill Smith (bajo), Eric Griffits (guitarra) y Pete Shotton  (tabla de lavar), Paul ingresó en The Quarrymen como guitarrista y cantante. The Quarrymen era básicamente un grupo de  música skiffle,  género que  mezclaba folk, jazz y blues y que estaba muy de moda en los últimos 50 en Inglaterra, especialmente gracias a Lonnie Donegan.  Era un estilo muy accesible puesto que era habitual la utilización de instrumentos caseros como peines, tablas de lavar, papeles, etc

George Harrison

George Harrison (28-2-43) iba al mismo colegio que Paul. McCartney subía al autobús dos paradas más tarde que George y frecuentemente se sentaba a su lado. A pesar de que el joven Harrison (de 14 años) le parecía un crío al “adulto” McCartney (15 años), su común afición por la música les hizo entablar una buena amistad.

Paul quería a George en el grupo (era mucho mejor que él como guitarra solista y ¡tenía sólo 14 años!), e intentó convencer a sus compañeros. Lennon se negó, había aceptado a McCartney que tenía dos años menos, pero no quería a un chavalín de 14 años.  Paul se puso pesado e insistió en que John oyera a George. El descarado Harrison llegó ante el chavalón de 17 años, sacó la guitarra y tocó Raunchy (ni McCartney, ni Lennon hubieran sabido tocar por aquel entonces ni tres notas de esa canción). Paul miró sonriente a George y luego a John. El líder Lennon, con el ceño fruncido, se dio la vuelta y dijo: “vale chaval, estás dentro”.

En julio de 1958, en el Percy Phillips’ Studio de Liverpool, The Quarrymen con Paul, John y George a las guitarras y los nuevos miembros Colin Hanton (batería) y  John “Duff” Lowe (piano) grabaron su primera maqueta. Esta primera grabación incluía el clásico de Buddy Holly That’ll be the day con John a la voz principal y Paul a los coros y una primera composición de Paul In spite of all the danger (enlace).

Gracias a esta histórica grabación, la banda comenzó a tocar habitualmente en garitos de Liverpool, desgraciadamente, John no pudo disfrutar demasiado de este “éxito” ya que, días después, su madre –Julia– fue atropellada por un policía borracho, hecho que le atormentaría toda la vida.

Stuart Sutcliffe

John empezó a estudiar Arte. En el Art College no sólo conoció a su primer gran amor, Cynthia Powell, sino que se encontró con un personaje que habría de ser muy importante en el futuro de la banda: Stuart Sutcliffe. Stuart (23-6-40). Stu era un joven escocés que también estudiaba en la escuela de arte de Liverpool. John quedó impresionado por su “buena pinta” y, aunque no sabía tocar ningún intrumento, Lennon le invitó a formar parte del grupo… “Necesitábamos un bajista”, les dijo a Paul y George. John convenció a Stuart de que vendiera alguno de sus cuadros (era un muy prometedor pintor) y comprara un bajo. Gastó todos sus ahorros en comprar uno…

Stuart Sutcliffe

En busca de un nombre

A Paul y a John les gustaba Buddy Holly and The Crickets, les gustaba su música y… su nombre. Stuart y John, pensando y pensando en un nombre (The Quarrymen les parecía una porquería) sugirieron “The Beetles” (los escarabajos) y así empezaron a ser “Long John and the Silver Beetles” (en esa época se llevaban los nombres largos). La moda de los nombres largos fue pasajera, y un mes o dos después, pasaron a ser The Beetles…Un buen día, John y Stuart volvieron a darle vueltas al tema y se les ocurrió hacer un juego de palabras entre “BEAT” (ritmo) y “BEETLES” (escarabajos) y así surgió BEATLES…que suena como beetles y, a la vez, hace referencia a la música de la época (el beat). No obstante les acabó pareciendo demasiado corto y pasaron a ser The Silver Beatles.

Con nuevo nombre, y otra vez sin batería, The Silver Beatles –John, Paul, George y Stuart- se reunieron en casa de McCartney, el 20 de Forthlin Road, y, en una vieja Grundig, grabaron una maqueta amateur que contenía el tema instrumental de Paul Cayenne”, la paródica composición Lennon-McCartney You’ll be mine (enlace) y clásicos como Hallelujah, I love her so, todas con Macca a la voz principal y con un lamentable Stuart al bajo…, pero ya lo dijo George, ”es mejor tener un bajista que no sabe tocar que no tener bajista…”

Los muchachos tenían claro que había que dar un paso adelante y comenzaron a acudir a castings destinados a reclutar bandas de acompañamiento para algunas estrellas teen de la época. Los Silver Beatles se presentaron al casting. Para la ocasión contrataron al batería Tommy Moore y cambiaron sus nombres ( John sería Long John Silver, Paul pasó a ser Paul Ramone -sí, Los Ramones tomaron el nombre de esta anécdota-, George se puso Carl Harrison , y  Sutcliffe  Stuart de Stael), pero no consiguieron pasar la prueba… No obstante, al organizador del casting Larry Parnes le gustaron y les propuso para una gira por Escocia con Johnny Gentle que, por supuesto, aceptaron.

Los Silver Beatles durante el casting

Una vez probaron lo que es vivir de la música ya no contemplaron la posibilidad de volver atrás. En esa época, muchos grupos ingleses iban a tocar a Alemania (seguía habiendo muchos yanquis después de la 2ª GM y gustaban de grupos de música anglosajones). Larry Parnes habló a Alan Williams (un promotor musical de Liverpool) de los Silver Beatles, necesitaba un grupo y, aunque aún eran unos aficionados, les propuso lo siguiente: “encontrar un batería y os vais a Hamburgo”.

Pete Best

Pete Best (1941) era hijo de Mona Best, dueña de THE CASBAH CLUB (un club de rock de Liverpool). Paul, John, George y Stuart habían tocado alguna vez THE CASBAH y sabían que el hijo de la dueña tenía una batería. No era amigo suyo, no tocaba muy bien…, pero tenía una batería. Le propusieron unirse al grupo y Pete aceptó. El 13 de agosto de 1960, y tras cambiar el nombre del grupo por The Beatles´, Paul, John, George, Stuart y Pete zarpaban hacia Hamburgo.

Pete Best

Hamburgo

Los Beatles llegaron a Hamburgo y no tenían alojamiento. Bruno Koschmider los alojó en el altillo de un pequeño cine –el bambi Kino-, junto a los lavabos, sin ventanas, ni calefacción. Bruno les propuso tocar en el INDRA (local situado en el Reeperbahn, barrio de putas de Hamburgo)… Cogieron la sífilis varias veces…, las inyecciones de penicilina (sí, donde os imagináis) eran cosa de todos los días, pero seis horas diarias de actuación les permitieron comenzar a bregarse como banda en directo.

Estuvieron tocando en el Indra hasta Octubre de 1960. Durante este tiempo alternaron habitualmente con otra banda de Liverpool, Rory Storm and the Hurricanes, e hicieron muy buenas migas con su batería, un tal Ringo Starr. Rory y su banda tocaban en el Kaiserlkeller que, para los Beatles de 1960, era como el Madison Square Garden, de ahí, que, cuando consiguieron un contrato con dicho local,  lo considerasen un grann avance

Un día después de su enésimo concierto, una pareja se acercó al grupo. Eran Klaus Voorman y Astrid Kirchherr, dosImagen jovenes alemanes con jerseys de cuello alto y el flequillo para delante…Se hicieron inseparables. Aunque Astrid era pareja de Klaus, los Beatles quedaron fascinados por la joven alemana, pero ella se encaprichó de Stuart y, a las pocas semanas, estaban liados… Astrid hizo una importante labor como fotógrafa de los primeros Beatles.

Astrid y Klaus pertenecían a una especie de tribu urbana-cultural muy de moda en la Alemania de principios de los 60. Los Exis (de existencialistas), eran jóvenes vanguardistas con amplias inquietudes intelectuales y artísticas. Estéticamente vestían de oscuro, llevaban jerseys de cuello alto y el pelo largo y con flequillo… Era cuestión de tiempo que el enamoradísimo Stuart cayera en manos (y tijeras) de la influyente Astrid.

El nacimiento del “peinado beatle”…

Los siete estaban siempre juntos (Paul, John, George, Pete, Stu. Astrid y Klaus) hasta que Stuart empezó a desinteresarse por la música y faltó a varias actuaciones. Eso, además, provocaba que Paul tuviera que encargarse del bajo habitualmente. Paul y Stuart nunca se llevaron bien, McCartney se veía desplazado por Stu en su relación con John (ellos dos eran mayores) y además el perfeccionista Paul no soportaba lo mal que tocaba Stuart el bajo (era un auténtico desastre y, en concierto, bajaban su volumen para que no se le oyera).

De esta forma  Astrid y Stu iban por su lado, Paul, John, George y Pete por otro, pero…,¿y Klaus?, el joven estaba fascinado por el rock de los de Liverpool  “Era diferente. Ya había escuchado algunos discos de rock and roll de Chuck Berry y Elvis Presley pero no había escuchado nada parecido antes. Su sonido era muy crudo” . Con el tiampo Klaus, además de acabar convirtiéndose en uno de los bajistas más solicitados de los 60 (tocó con Manfred Mann, Carly Simon, BB King, Harry Nilsson, Dr John, Randy Newman, Lou Reed, The Band, Peter Frampton, Leon Russell, Ry Cooder, George Harrison, John Lennon…),  destacaría por su faceta como diseñador de portadas.

¡Deportados!

Paul y Pete, como el resto, pasaban muchas horas muertas entre actuaciones. Un día, tuvieron la maravillosa idea de pegar condones con chicle en la pared y ver como ardían… Los Beatles fueron detenidos por intentar incendiar el Bambi Kino. El problema fue que, al solicitar la Policia los permisos de trabajo, pudieron comprobar que George era menor de edad (17) y fueron inmediatamente deportados.

De vuelta en Liverpool, y sin Stu, que había decidido quedarse en Hamburgo con Astrid, los Beatles tuvieron que esperar a que George cumpliera la mayoría de edad para volver a Alemania. Cuando volvieron, Stu ya vivía definitivamente con Astrid y quería dejar el grupo pero, ante el fastidio de Paul, John no se lo permitió. Los Beatles eran por entonces muy populares en Hamburgo y tocaban en el mejor local de la ciudad, el TOP TEN. Un día después de un concierto, los Beatles se metieron en una pelea callejera, Stuart llevó la peor parte…Desde entonces tuvo continuos dolores de cabeza…

Tony Sheridan, un cantante solista del momento que también estaba por Hamburgo, había oído hablar de ellos y les propuso ser sus músicos en la grabación de su nuevo disco. Los Beatles grababan su primer single My Bonnie is over the ocean (enlace) como acompañantes de Sheridan y bajo el nombre de The Beat Brothers. Stu no tocó, Paul tocó el bajo. Stuart nunca quiso estar en Los Beatles, era un gran pintor y pensaba dedicarse a ello, pero John le acabó convenciendo. Habló seriamente con su amigo y se lo dejó claro “John, dejo el grupo, me voy a vivir con Astrid

Los Beatles (ahora John, Paul, George y Pete) volvieron a Liverpool a principios de 1961. El grupo, para entonces y con Paul al bajo, eran ya una realidad. Cuando llegaron a Liverpool, comenzaron a tocar en varios locales importantes. La gente creía que eran alemanes (llevaban dos años en Hamburgo) y se sorprendían de lo bien que hablaban inglés… Tocaban en THE CAVERN y el local siempre estaba lleno. Un día, BRIAN EPSTEIN, un importante empresario local que tenía una tienda de discos, fue al Cavern a verlos porque mucha gente entraba a su tienda pidiendo el disco que habían grabado en Alemania con Tony Sheridan. Quedó alucinado. Eran cuatro locos vestidos de cuero hasta las cejas, bebían y fumaban en el escenario, contaban chistes verdes…pero eran muy buenos. Se convirtió en su manager

Brian consiguió que grabaran una maqueta para DECCA records que contenía los siguientes temas: “Like Dreamers Do” (enlace), “Till There was you” (enlace),  “The Sheik of Araby” (enlace), “To Know Her Is to Love Her” (enlace), “Take Good Care of My Baby” (enlace), “Memphis” (enlace), “Sure to Fall (In Love With You)” (enlace), “Hello Little Girl” (enlace), “Three Cool Cats” (enlace), “Crying, Waiting, Hoping” (enlace), “Love of the Loved” (enlace), “September in the Rain” (enlace), “Bésame Mucho” (enlace), “Searchin’” (enlace), “I Saw Her Standing There”, “One After 909”, “Catswalk” (enlace)

La audición fue de gran calidad como podréis ver en los enlaces (tened en cuenta que está tocada en directo en un sola toma) y, pasado el tiempo, tiene el mérito de contener algunas de las primerísimas composiciones del grupo como las mccartianas “Like dreamers do”, “Love of the loved” o “I saw her standing there” y las lennonianas “Hello little girl” o “One after 909”. No obstante, el dueño de la compañía los rechazó porque creía que “los grupos de guitarras eléctricas habían pasado de moda”…años más tarde, este tío sí hizo caso a los Beatles y admitió a un grupo que éstos (más concretamente George) le había recomendado…se llamaban The Rolling Stones.

Los Beatles decepcionados con el rechazo de DECCA, volvieron a Hamburgo para hacer una mini gira por Alemania…Cuando llegaron no se lo podían creer… Stuart había muerto, se dice que aquella pelea que os comenté antes tuvo mucho que ver…

Texto: Guillermo Mittelbrunn, 5 de noviembre de 2011